20.7 C
Huánuco
12 diciembre, 2018
Opinión

¿Qué del Turismo?

Por: Vladimir H. Santiago Espinoza
La síntesis económica de diciembre del 2016 publicada por el Banco Central de Reserva, registra 756 mil arribos a establecimientos de hospedajes el 2016, representando 8.3% más respecto al año anterior. La mayor afluencia de visitantes es nacional, y extranjeros 13.5%. Los motivos del arribo están determinados por cuestiones de trabajo (académicas, comercio y otros).
No es necesario hacer mucha ciencia para validar esta información en el sentido que las respuestas van a confirmar ello. 2 de cada diez visitantes viene con fines de hacer turismo en la ciudad. 53% de visitantes proviene del mismo departamento, seguido de la capital en 18%, y 29% de otros departamentos.
Podemos afirmar que nuestros principales recursos turísticos son atractivos inmediatos para el 100% de visitantes sea cual fuese el motivo de arribo a la ciudad. Destaca el Templo de Kotosh, Tomayquichua, el Parque de Tingo María con todos sus atractivos que este ofrece.
A partir de este contexto, es positivo ser testigo como jóvenes profesionales invaden nuestra plaza en fechas festivas, fines de semana, ofreciendo información, y productos turísticos. Sin embargo, este esfuerzo puede no tener el impacto deseado si es que los gobiernos locales, la dirección regional no articula estas iniciativas con programas permanentes de turismo.
“Turismo no solo es sinónimo de fechas festivas, y/o feriados largos”.
Esta actividad considerada económica, es una industria que genera muchos más beneficios que perjuicios, en el sentido de que muchas más familias se pueden incorporar a la cadena comercial que se activa en torno a los atractivos turísticos. El incentivo para fomentar esta inclusión debe partir por la autorización de la comuna reduciendo la burocracia para permitir desarrollar servicios complementarios como restaurante, hospedajes entre otros.
“La única forma de generar beneficio con el turismo es fomentando el gasto en estos servicios complementarios”
A la fecha el aporte del turismo al PBI regional es casi nulo. Si analizamos la información estadística podremos observar que el tiempo de estadía de quienes arriban a la ciudad no supera los dos días en promedio. Tiempo insuficiente para tener un desembolso interesante en artesanía, comida, etc.
Este sector tiene una respuesta inmediata en la actividad económica, más no las exportaciones que es un sector que requiere una inversión en el mediano y largo plazo, por lo que es necesario que los diferentes niveles de gobierno apuesten por políticas expansivas en favor del turismo. Algunas apuestas deben estar resumidas en:
– Dar valor a los principales recursos turísticos, facilitando su acceso (infraestructura), y garantizando la seguridad.
– Fomento de actividades complementarias reduciendo la burocracia para incentivar y/o motivar negocios permanentes.
– Promoción permanente de los recursos turísticos, no solo en fechas festivas.
– Fomento para la constitución del gremio de turismo integrada por operadores locales.
“El sector privado hará lo suyo, pero exige una labor seria del sector público para desarrollar cualquier iniciativa de negocio”

Publicaciones Relacionadas

EL OTRO YO DE MARIO A. MALPARTIDA

adminahora

José José

adminahora

La misma porquería

editorahora