fbpx
19 C
Huánuco
7 julio, 2020
Actualidad Editorial

EDITORIAL. El “Cholo” sagrado

La experiencia de nuestro país con relación a los gobernantes ha sido mucho más que desastrosa. Tenemos la mala suerte de haber sido gobernados por las autoridades más corruptas de América. Y en la actualidad, aunque la lucha anticorrupción ha alcanzado cosas jamás vistas en nuestro país, lo que ha salido a luz es solo la punta del iceberg.

El cáncer de la corrupción se ha esparcido y generalizado en nuestro país desde tiempos de la colonia. El bajo nivel cultural de nuestro pueblo, ha sido una de las razones por las cuales la corrupción se ha esparcido tan ampliamente. En muchos ha calado como parte de su idiosincrasia. Como muestra, en el presente siglo, gran parte de los presidentes de Estado, gobernadores y alcaldes se encuentran acusados y con procesos judiciales por haber solicitado y/o recibido dinero a cambio de otorgar licitaciones. Las más preferidas por los empresarios, las obras.

Alberto Fujimori, quien hoy purga condena, le robó al Estado en sociedad con Vladimiro Montesinos. Para “investigarlo” aparece Alejandro Toledo, que llegó a ser presidente con la promesa de castigar la corrupción, pero luego sin reparos ni vergüenza, pidió dinero a cambio de entregar mega obras con millonarios presupuestos. Luego de llenarse los bolsillos, fugó del país para pasar la gran vida en los Estados Unidos y en Europa. Ya conocemos la historia de Alán García, también estuvo plagada de irregularidades, al igual que la gestión de la pareja Humala-Heredia.

Es decir, este es el común denominador de los últimos cinco o seis gobernantes que tuvo nuestro país, que gastando millonarias campañas con dinero de las coimas llegaron al poder para enriquecerse con dinero sucio.

Ya no estando García, la medalla para el mitómano más escandaloso sería para Alejandro Toledo, quien inventó historias para justificar su fortuna en la compra de casas, departamentos y para viajar y pasarla en grande.

Sin embargo, hay una esperanza de hacerles pagar todo lo que robaron, porque al parecer las reformas, nuevas leyes y una nueva hornada de jueces probos están aplicando la ley con todo y contra todos, aún a costa de mucho sacrificio y contra el sistema enquistado que se resiste a desaparecer y al contrario se encuentra todavía fuerte.

Publicaciones Relacionadas

Amarilis: Exgerentes son responsables de irregularidades

editorahora

Irregularidades en recaudación en Yarowilca

editorahora

Solución de las tres obras emblemáticas se logrará con próximo alcalde de T. María

adminahora