19.6 C
Huánuco
26 septiembre, 2020
Image default
Portada

Envenena y asfixia a expareja

Una mujer identificada como Aurora Atanacio Silva (24) salvó de ser asesinada por su exconviviente, quien le suministró una sustancia venenosa y luego pretendió asfixiarla con una almohada. El execrable hecho ocurrió en Ambo, en la vivienda del jirón Mariscal Castilla.
La agraviada declaró ante la policía que su expareja Mesías Escobal Alvarado, llegó a su vivienda el lunes por la mañana en aparente estado de ebriedad, ofreciéndole un medicamento que supuestamente le curaría los males que padece, pero se trataba de veneno con el que pretendía matarla.
“Él le dio el frasco con una sustancia parecida a yogurt y le dijo: “Toma, para que te sanes de tus males, tú paras enferma, yo quiero dejarte sana”; entonces ella bebió un sorbo pero de inmediato lo escupió al sentir un sabor y olor insoportables. El hombre agarró el frasco y le hizo beber a la fuerza”, dijo su prima Maribel Silva Atanacio.
Según indicaron los familiares, no contento con envenenarla agarró una almohada y trató de asfixiarla tapándole la nariz y la boca, luego al verla moribunda abandonó la vivienda dejando el radio encendido y con alto volumen para no levantar sospechas.
Por la tarde, llegó su hermana Eva, quien al tocar la puerta no obtuvo respuesta, entonces la abrió por sus propios medios y encontró inconsciente a su hermana, tirada en la cama con signos de una severa intoxicación.
De inmediato la trasladó al centro de salud de Ambo donde le realizaron lavado gástrico, luego la refirieron de emergencia al hospital Hermilio Valdizán, donde quedó internada en estado delicado.
Ayer recuperó la conciencia y contó a sus familiares y a la policía lo que le ocurrió, sin embargo, su estado de salud es aún delicado.
La mujer habría sido golpeada porque presenta lesiones en el rostro y labios, ocasionados por el sujeto cuando trató de defenderse para no ser envenenada.
Los familiares expresaron que decidió terminar con la relación porque el sujeto tiene otra pareja y un hijo, y porque la maltrataba física y psicológicamente.
“Ella se había ido a la casa de su mamá en Huancapata, pero volvió el lunes por la mañana porque tenía que mandar al jardín a su hija; todo eso habría enfurecido al hombre porque fue a buscarla el domingo por la madrugada y no la encontró”, afirmó su familiar.
La denuncia fue sentada en el Departamento de Investigación Criminal, cuyos agentes se trasladaron al nosocomio regional para iniciar la investigación. Los humildes padres de la víctima exigieron la inmediata captura del sujeto y una sanción drástica.