13.8 C
Huánuco
21 junio, 2021

Editorial. Voltear la página

Los peruanos hemos vivido los últimos meses con dos fenómenos que sólo causaban preocupación en la población, por un lado, el elevado número de muertos en los hospitales a causa de la COVID-19 y, por el otro, el elegir al nuevo mandamás del país.

Ya la competencia electoral está terminando y es bastante probable que ya se tenga un ganador, sin embargo, el partido naranja está haciendo todo lo posible para remontar. Mientras no se tengan resultados oficiales, no se puede cantar victoria. Una vez hecho esto, el pueblo peruano debe dar vuelta a la página y proceder a continuar luchando por el bien de nuestros hogares, nuestra sociedad y hablando en grande, de nuestro país. A trabajar sin odios, ni rencores y olvidarnos de los últimos 5 años que fueron los más negros de la historia republicana de nuestro país.

Las diferencias políticas han dividido a nuestro país. La incertidumbre ha dado como resultado el alza imparable del dólar.

Ahora lo que todos queremos y debemos hacer como país, es evitar las confrontaciones. Como ya lo hemos mencionado en esta columna, cualquiera de los dos gobernantes tiene a medio país en contra, lo que se debe tener muy en cuenta al momento de gobernar. El nuevo inquilino de Pizarro no sólo deberá gobernar para la gente que le dio su confianza en las urnas, sino también para todo el país. Ya hemos visto como la política sesgada ha hecho mucho daño nuestro país, beneficiando a un sector e ignorando a otro, basta de discriminación y exclusión. Se necesita una política más abierta, de inclusión y unión.

Consideramos que el nuevo gobierno lo que tiene que hacer es buscar la gobernabilidad, para ello tendrá que escoger a buenos profesionales para que asuman cargos claves, como por ejemplo en el Consejo de Ministros y llamar a un diálogo permanente con los que integran el Congreso.

Al margen de la política, debemos decir que la pandemia sigue cobrando vidas y hace falta la vacuna, que está llegando de manera lenta, especialmente a provincias como Huánuco.

La vacuna anti-covid se ha convertido en esperanza de vida. Lamentablemente está llegando a cuentagotas. Para una completa reactivación económica es de suma urgencia que la mayoría de la población esté vacunada, y hasta el momento se ha logrado vacunar sólo un 10%.

 

Publicaciones Relacionadas

“Nunca me enfermaba”: un médico al borde de la muerte por la COVID-19

editorahora

Editorial. La COVID-19 y el aumento de la corrupción

editorahora

Editorial. Sentencia ejemplar

editorahora

Editorial. El milagro de las vacunas

editorahora

Editorial. Nueva planta de oxígeno

editorahora

editorial. Sello Safe travels

editorahora