fbpx
18 C
Huánuco
13 julio, 2020
Actualidad Opinión

Nota del editor*

 Jorge Farid

Se reúnen en este libro, básicamente, aunque no solo, los artículos publicados por Jorge Gabino en el diario Ahora del Perú a lo largo de los últimos diez años; con la precisión de que la gran mayoría de ellos data del periodo que va de octubre de 2016 hasta abril de 2019. Así, con un total de sesenta y nueve columnas distribuidas en dos grandes bloques, de seis y cuatro apartados cada uno de ellos, desfilan por sus páginas temas al parecer tan opuestos y, a la vez, tan íntimamente relacionados entre sí, como, por ejemplo, la religión y la política; la igualdad de género y las tecnologías de la información y la comunicación; la prensa y la literatura; el fujimorismo y la educación.

Concebidos, por tanto, de manera independiente y sin ánimos, por ello mismo, de conformar un solo volumen orgánico como ocurre con aquellos libros proyectados así a priori, son los presentes escritos, no obstante, textos que comparten una misma no siempre evidente característica: la de mostrar ese lado de la sociedad peruana a menudo no visible al común de las gentes —ya sea que estas se encuentren dentro o fuera del propio país—, aquella zona del Perú que, por obvias razones, no aparece en las más elementales guías de turismo ni, mucho menos, en los deslumbrantes catálogos de las más prestigiosas agencias de viaje. El título del volumen, Esto también es el Perú, resulta, en tal sentido, de una crudeza chocante pero necesaria, sobre todo si de lo que se trata es de ir en consonancia con la clara intención desmitificadora del autor.

Conocido en todo el mundo por ser un país cuya milenaria historia, cuyos invaluables tesoros arqueológicos —y, entre estos, Machu Picchu por excelencia, desde luego— y, últimamente, cuya boyante gastronomía lo convierten en uno de los destinos turísticos más importantes de América Latina, el Perú que se nos muestra en estas páginas está, sin embargo, lejos de ser aquel lugar que se nos insiste en vender a través de los medios de comunicación; esto es, una nación donde, por ejemplo, se defiende a la mujer de los abusos que se cometen en su contra, independientemente de a qué se dedique esta, de quién sea esta. Pues, según denuncia el autor en uno de los artículos de la sección titulada «Entre el sexo y la religión», a raíz de lo revelado por el papa Francisco respecto de los abusos sexuales perpetrados por sacerdotes en contra de religiosas, por estos lares casi nadie se habría dado por enterado de lo sucedido, ya que aquí «más fácil se indignan por que se patee a un perro en la calle. Si en el Perú hasta a los animales parece reconocérseles más derechos que a las monjas». Interrogándose, y con justa razón, «por qué, entonces, tanta indiferencia para con “estas” víctimas». Preguntándose, pero, sobre todo, preguntándonos: «¿No son iguales que las otras?, ¿o es que las monjas no son, acaso, tan igual de mujeres que quienes no visten los hábitos?». Para concluir con una verdad que por conocida no deja de ser menos ruda: «Por supuesto que lo son. Quienes las violaron lo saben perfectamente».

El libro se estructura, como quedó dicho, en diez partes. La primera de ellas, «Las bellaquerías del fujimorismo», nos presenta las diferentes truhanerías cometidas por los integrantes del mencionado partido político, que tanto daño le hizo al Perú durante la década del noventa, y, de manera particular, las realizadas por su lideresa, la ahora presa heredera del tirano. Poniendo particular énfasis en el hecho paradójico de que «[…] el Perú, nos guste o no, nos cueste admitirlo o no, es en gran porcentaje fujimorista. Fujimorista solapado, camuflado, hipócrita, pero fujimorista al fin y al cabo»; concluyendo, enfático: «Es nuestro peor defecto».

La segunda, «Las varias caras de la política peruana», nos propone un viaje rápido pero ilustrativo por las diferentes facetas que según los tiempos y circunstancias ha ido adoptando la política en el Perú de los últimos años. Reflexionando, por ejemplo, acerca de por qué la gran mayoría de los congresistas elegidos por la población en las últimas décadas han resultado a cuál más impresentable que el anterior. Y concluyendo con que a lo mejor se deba a que por más que «es cierto que por mandato constitucional todos tenemos el derecho a elegir y ser elegidos, no menos cierto es, sin embargo, el que para ejercer las funciones que son propias de un congresista, se debería exigir, cuando menos, las más elementales credenciales académicas —haber, por ejemplo, pasado por la escuela—».

La tercera, «Las dos caras de una misma moneda», nos muestra cómo personajes tan aparentemente opuestos en lo político, en lo social, en lo económico, como Donald Trump y Nicolás Maduro, pueden llegar a ser, hechas las sumas y las restas, tan, pero tan parecidos entre sí. Este, en lo que respecta a obligar a su gente a «abandonar sus casas y familias en busca de oportunidades laborales que su país hace mucho que dejó de ofrecérselas». Aquel, en lo que toca a hacer gala de su «odio hacia quienes no “son” como ellos», catalizando «las fobias, traumas y complejos que, como ha quedado demostrado, posee un gran porcentaje de estadounidenses». (PRIMERA PARTE)

*Texto introductorio del libro Esto también es el Perú, de Jorge Farid Gabino González

Publicaciones Relacionadas

Entregan donativo a aldea San Juan Bosco

editorahora

Feria Agropecuaria del 13 al 15 de agosto por aniversario

editorahora

Ronderos y militares intervienen a nueve sujetos que libaban licor en la calle

DiarioAhora03