26.7 C
Huánuco
21 octubre, 2021

Una burla a Huánuco

El vicegobernador Erasmo Fernández y el consejero Aníbal Cárdenas, manifestaron coincidentemente que el profesor Juan Alvarado está trabajando con poco o nada de respeto al pueblo de este departamento.

Penosamente, no es una exageración, al representante del Gobierno Regional de Huánuco le quedó demasiado grande el cargo. Como muestra, no le ha interesado rodearse de buenos asesores y profesionales para de alguna manera esconder su incapacidad y tomar mejores decisiones en favor del departamento.

Desde un inicio, ha trabajado con mucha suspicacia y poca transparencia. Para empezar, la mayoría de los gerentes designados han sido cuestionados, y los que no, renunciaron al poco tiempo debido a que no querían mancharse con tantas irregularidades.

El grupito de confianza y también cómplice de los malos manejos de Alvarado, rota en los puestos de gerencias como si se tratara de simples obligaciones y no se requiriera de conocimientos ni experiencia sólida para dirigir las gerencias. Como consecuencia, se tienen los resultados más pobres en tres años de gestión, posiblemente los peores de la historia del departamento.

Lo que agrava la situación, es que estos personajes no han actuado de manera proactiva ante la tan trágica situación que la pandemia ha causado a miles de familias en la región, aún teniendo esa responsabilidad. 

Esta gestión deberá asumir los enormes costos causados por su incapacidad y manejos turbios en plena pandemia, nos referimos a la pérdida de miles de vidas por la COVID.

Es sumamente preocupante e indignante lo que está sucediendo en el nuevo Hospital Regional Hermilio Valdizán. No solo ha tomado ocho años terminar esa infraestructura, sino que ahora resulta que el servicio de emergencia es incluso mucho más pequeño de lo que era antes. Lo que es más, esta gestión incapaz ha llenado la nueva infraestructura de basura y chatarra. Áreas como anestesiología y cirugía están completamente abandonadas.

La contraloría y el OCI parecen estar haciendo su trabajo, pero llama poderosamente la atención que las denuncias tanto en el Ministerio Público como en el Poder Judicial no caminan, ¿Por qué será?

Estamos ad portas de una tercera ola y esta gestión regional sigue cometiendo los mismos errores que en las dos primeras. Las plantas de oxígeno existentes en la ciudad no serán suficientes en caso de un alto brote. Tampoco se tienen suficientes espacios en los hospitales, ni especialistas para atender a los pacientes. Nos preguntamos, ¿Está tan desubicado este señor que no se da cuenta realmente de lo vergonzosa y nauseabunda que es su gestión?

Publicaciones Relacionadas

Procesión del Señor de Burgos

editorahora

Decisiones fuertes

editorahora

Otra denuncia de peculado

editorahora

¿Se aleja la tercera ola?

editorahora

Rol de los gobiernos

editorahora

Modernizando las ciudades

editorahora